Cofradía de la Tercera Orden

Copyright © 2019

La Almunia de Doña Godina

HACE TIEMPO QUE NO SE NADA DE TI

Hace ya varios años, cuando en pleno apogeo de la “nuestra” Cofradía de La Tercera Orden, decidiste formar parte en esta forma tan especial de exaltar las costumbres en nuestra localidad y tan arraigadas en otros lugares.

Corren momentos difíciles ya se. Quizá esto sea consecuencia de que veamos las cosas de distinta manera, que ya no tengamos la ilusión con la que comenzamos y que aquellos años de tan numeroso grupo de amigos y conocidos todos, de “hermanos cofrades” que así nos define una Cofradía, nunca volverán.

Como quizá sabrás, seguimos formando esa sección de banda que tanto esfuerzo y sacrificio costó. Fueron necesarios recursos humanos y económicos, para llegar a formar aquella sección que parecía interminable en extensión –más de 90 integrantes- y que ocupaba un lugar importante dentro de la Cofradía y de nuestro pueblo.

Hubo por entonces algunos momentos difíciles y que merecen el olvido, pero ahora que hemos crecido como personas, que tenemos mayor actitud crítica y autocrítica, reconocemos que también hubo muchos momentos de ilusión, de compañerismo, de fraternidad y de amistad. Y estarás de acuerdo conmigo que son estos últimos precisamente, los que deben prevalecer.

Hoy, de aquel grupo, apenas unos pocos –muy jóvenes en su mayoría-, son los que acuden a los ensayos y llevan el nombre de la Cofradía por aquellas localidades a las que por fraternidad y hermandad nos vemos comprometidos a acudir.

La Junta de Gobierno y en especial nuestro Presidente, está haciendo lo imposible para mantener viva esta sección. ¡Te lo aseguro!. Pero, no solamente con nuestro afán, nuestra ilusión se puede levantar una situación que tanto y tanto nos preocupa.

Desconozco cuáles son los verdaderos motivos –si es que los hay- que hacen que estando vinculad@ a esta tu cofradía, hagan que hayas perdido ese interés de estar entre nosotros en los días de ensayo, de exaltación y procesionamiento aquí en nuestro pueblo.

¡Hacen falta manos!. Manos que toquen el tambor y el bombo pero, lo más importante es corazón, dedicación, personas “adultas y maduras” que estén dispuestas a sacrificar una o dos horas a la semana de su tiempo durante apenas tres meses.

Si todavía queda en tu interior, una pequeña “chispa”, nuestro deseo es que vuelva a prender. Que aparezca esa llama que aliente el espíritu del cofrade tocando la corneta, el tambor o el bombo y empuje con fuerza, como a ti te empujaron en su día, a esos chicos y chicas que con tanta ilusión suben a los ensayos día sí y día también.

Si has llegado a leer hasta esta línea, estamos ya satisfechos y, seguramente dedicarás unos minutos a reflexionar sobre lo que has leído. Piensa en cómo se sienten estos chicos y chicas que necesitan de tu apoyo.

Te aseguro, que la mayor ilusión de nuestro Presidente y de todos, sería verte los viernes y/o sábados en los ensayos.

Ángel Gil, marzo de 2013

Categorías: Rincón Cofrade

Deja un Comentario


No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas.

Reservado el derecho a eliminar los comentarios que se consideren fuera de tema, injuriantes u ofensivos.